10 Consejos para que tu Pitbull no sea Agresivo ni Peligroso

El American Pitbull Terrier es un perro potencialmente peligroso. Mucha gente no está de acuerdo con esta calificación. Yo sí. El Pitbull por sí solo no es un perro peligroso, pero sí lo es en potencia. Esto quiere decir que podría llegar a serlo. Cabe destacar que no sólo el Pitbull encaja en esta descripción, sino que cualquier perro de tamaño grande es peligroso en potencia.

Sin embargo, el perro de raza pitbull, por sus características físicas, es un perro que requiere más cuidado por parte de sus dueños para que esta posible peligrosidad jamás llegue a aflorar. Para lograrlo es necesario que el perro esté equilibrado mentalmente, algo que puedes conseguir con dedicación, constancia y autoridad.

Sigue leyendo el resto del artículo para hacerte con algunos consejos para educar a tu pitbull para que no sea agresivo ni peligroso.

10 Consejos para que tu Pitbull no sea Agresivo ni Peligroso

1- Sociabilízalo

Importantísimo. Puesto que la raza es naturalmente dominante, es importante llevarlo desde cachorro a jugar con otros perros para que los adultos puedan marcarle y “explicarle” cómo debe comportarse en compañía de otros perros. Una correcta sociabilización siendo un cachorro, puede ser la diferencia entre un Pitbull adulto dominante y agresivo, y uno calmado y sumiso.

Perro Pitbull Sociable

2- Enséñale que cualquier persona es alguien a respetar

Un Pitbull que sabe que cualquier persona tiene más importancia que él, se mostrará tranquilo y sumiso siempre que haya personas cerca. Probablemente hayas visto esas imágenes donde un Pitbull cuida de un niño o un bebé: ese comportamiento se debe a que el Pitbull ha asumido que su papel como perro está por detrás del que tienen los humanos.

Pitbulls y Bebés

3- Desinhibe su mordida

Los perros utilizan la boca para las mismas cosas que nosotros utilizamos las manos. El problema es que el Pitbull tiene una boca demasiado poderosa. Es por ello que debes desinhibir su mordida para que, en futuros juegos, no haga daño a una persona u otro perro. Puedes encontrar información sobre la cómo educar la mordida del perro aquí

4- Demuestra tu autoridad sobre él

Un Pitbull que tiene un líder al que no cuestiona, es un perro sumiso y equilibrado. Un Pitbull sin un liderazgo fuerte al que seguir, tratará de convertirse en líder de todo cuanto le rodea, y ante la negativa de la inmensa mayoría del mundo que le rodea, se desequilibrará mentalmente y reaccionará de formas agresivas para lograr marcar esa superioridad. Aquí encontrarás consejos sobre cómo marcar tu superioridad sobre tu Pitbull.

5- Quema su energía

Un perro equilibrado es un perro que tiene todas sus necesidades cubiertas, y una de las necesidades más imperiosas de un perro activo es la de descargar el exceso de energía que tiene. Sobre cómo descargar la energía física y mental de tu Pitbull, tienes un artículo aquí.

Perro de Raza Pitbull jugando

6- No lo dejes solo por largos periodos de tiempo

Como decía anteriormente, un Pitbull debería pasar contigo la mayor cantidad de tiempo posible. No es recomendable que un Pitbull pase mucho tiempo solo por varias razones, pero la más importante y que tiene que ver con su equilibrio mental, es que estando solo, él tiene que tomar las decisiones. Si se acostumbra a tomar las decisiones cuando está solo, cuando esté contigo también las querrá tomar, tu negativa lo desequilibrará, y en ese momento de confusión puede aflorar su agresividad.

7- Enfréntalo a todo tipo de situaciones

Si tu Pitbull se acostumbra a enfrentarse a todo tipo de situaciones junto a ti (y solo, pero bajo vigilancia, de modo que podamos premiar o castigar su conducta), no se sorprenderá ante situaciones novedosas, y reaccionará con calma. Si tienes a tu perro siempre encerrado, o no le permites enfrentarse a situaciones novedosas, cuando el perro se encuentre con una situación que no conoce o no entiende, reaccionará de forma inesperada, y esa forma puede ser violenta o agresiva.

8- Viaja con él

En la naturaleza, los perros jamás pasan largos periodos de tiempo quietos en un mismo lugar. Les encanta encontrarse con novedades y hacer kilómetros descubriendo nuevos lugares. Esa es una de las razones por las que los perros de los vagabundos son tan sumisos y tranquilos: están en constante movimiento. No es buena idea tener un Pitbull para tenerlo encerrado en casa durante horas y sacarlo a pasear tan sólo diez minutos. Tu perro (especialmente un Pitbull), debe viajar junto a ti siempre que sea posible.

1555527_654790327908279_1061979677_n

9- Sé calmado, pero autoritario

La mejor manera de que tu Pitbull se sienta tranquilo y calmado, es que tú lo estés. Y la mejor manera de que tú lo estés, es sabiendo que él no va a comportarse de una forma que no deseas. Ante él, relájate, no te muestres tenso. Así él te percibirá como un líder calmado y seguro de ti mismo, y se sentirá en paz, feliz y seguro estando junto a ti.

10- Haz uso de la violencia sólo como último recurso

Hay ocasiones en las que utilizar la violencia contra tu Pitbull es la única forma de solucionar una conducta peligrosa para él o terceras personas. Este tipo de correcciones físicas violentas, sólo deben realizarse como último recurso, ya que un uso abusivo de estas técnicas puede convertir a tu Pitbull en un perro miedoso o agresivo, y ambas cosas son muy peligrosas. Si tratas de educar a tu Pitbull desde cachorro de forma correcta, no debería ser necesario ejercer la violencia contra él.

57 comentarios

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.